Aplicar correctamente la espuma al cabello


La espuma, junto con los geles, fijadores y cera, se ha convertido en uno de nuestros grandes aliados a la hora de cambiar nuestro look, nuestro estilo o, simplemente, moldear nuestro peinado. Sin embargo, a veces es algo engorroso aplicarla, ya que, aunque los peluqueros nos aconsejan poner una nuez de espuma en nuestra mano y extenderla por el cabello, muchas veces no estamos seguras de cuánta usar, con lo cual, o nos queda el pelo completamente lleno de espuma, con lo cual el cabello nos sigue quedando lacio o apelmazado o utilizamos demasiado poca, con lo cual no logramos el efecto que queremos darle al cabello.

Por ello te damos unos consejos sobre como aplicarla:

– Antes de echarte la espuma, sécate bien el pelo con la toalla, de forma que aunque esté húmedo, no gotee.

– En lugar de echar el producto en la mano, échalo en el peine y peina tu cabello, cuidando de pasar por todas las zonas del pelo. De este modo se extenderá uniformemente por todo el pelo.

– Si tu cabello es muy lacio y quieres darle volumen, echa la espuma en el peine y, con la cabeza hacia abajo, extiende la espuma desde la raíz a las puntas. Si quieres que el efecto dure más, sécate después el pelo con el secador.

– Otra variedad de la técnica anterior es aplicar la espuma con el peine, desde la raiz a las puntas y después, con la cabeza hacia abajo, sécate bien el pelo con una toalla (esta vez no uses el secador, porque el resultado no te gustaría).

– Recuerda que, si utilizas habitualmente la espuma, es bueno que te apliques semanalmente una mascarilla nutritiva, ya que la espuma puede ser un poco agresiva para tu cabello.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *