Aumento de pecho


Antes de someterte a un aumento de pecho para sentirte mejor contigo misma, debes saberlo que es lo exactamente lo que se hace durante la operación. Hoy te vamos a explicar un poco como se realiza dicha operación pero no olvides consultar cualquier tipo de duda con tu médico. Durante una cirugía de aumento mamario, se coloca un implante mamario dentro de los pechos para hacer que los senos parezcan más grandes o tengan una mejor forma. Los implantes mamarios son normalmente de silicona.

Existe una gran gama de tamaños y formas, y el cirujano decidirá qué tipo de implante es el más apropiado para ti. Los implantes de silicona, generalmente, tienen un cierto periodo de duración que suele ser de unos 10 años. No te preocupes, ya que, este tipo de operaciones y productos van mejorando rápidamente y tu médico te explicará mucho mejor el tema de la durabilidad y que hay que hacer cuando pase ese periodo de tiempo. Durante la operación se administra anestesia general.

Para realizar la operación, el cirujano realizará una incisión en la parte inferior de cada seno, por lo que las marcas después del proceso, si existen, son menos visibles. Luego, el doctor levantará los tejidos del seno, los músculos pectorales, e insertará el implante. La incisión se cerrará de nuevo con unos puntos de sutura. La operación dura alrededor de unas dos horas, y no hay una excesiva pérdida de sangre.

Sin embargo, al igual que para cualquier otro tipo de cirugía hay un montón de tareas que se deben realizar con anterioridad. Una semana antes, el médico te aconsejará que dejes de fumar y beber, ya que ambos duplican las probabilidades de contraer infecciones durante y después de la cirugía. Un día antes de la cirugía, o incluso a veces el mismo día, te realizarán unos análisis de sangre y orina. También pueden pedirte que mantengas el estómago vacío.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *