Baño espumoso


Darte un buen baño después de un día agotador puede ser una solución a tus problemas. Los ingredientes utilizados para tomar un buen baño de espuma se pueden encontrar en la mayoría de las tiendas especializadas en belleza.

Uno de los ingredientes importantes que no debe faltar en tu baño espumoso es un aceite esencial. Los aceites esenciales además de añadir olor permitirán que te relajes de forma que el baño se transforme en tu “momento del día”. Utilízalo con moderación ya que unas pocas gotas te permitirán obtener un resultado muy agradable.

Para relajarte, los más populares son los que llevan: lavanda, sándalo, mejorana, mirra, palo de rosa y manzanilla. Si lo que quieres es relajarte pero manteniéndote activa utiliza aceites que contengan: menta, hierbabuena, eucalipto y aceite de limón. Si lo que quieres es suavizar tu piel utiliza coco o aceite de almendras.


Precauciones para tu baño:

-Revisa que los ingredientes que vayas a incluir en el agua no estén caducados. Aunque no lo parezca muchos de los productos tiene fecha de caducidad y pueden producir algún tipo de alergia en la piel.

No añadas colorantes ya que pueden manchar tu piel temporalmente. Tampoco añadas productos que no adquieras en tiendas especializadas.

-Si te apetece, al preparar tu baño, déjate a mano artículos que puedas utilizar antes de terminar el baño, como por ejemplo un guante de crin con el que poder realizar una buena exfoliación del cuerpo.

Cuerpo,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *