Componentes de los perfumes


Los perfumes para una ocasión importante deben ser sutiles, delicados y únicos. El olor depende de los ingredientes de la fragancia. El almizcle es un buen fijador de composiciones aromáticas por lo que es un componente básico de todos los perfumes. El almizcle natural tiene un olor desagradable pero, disuelto en una solución alcohólica se convierte en un aroma sensual que se puede encontrar en los mejores perfumes del mercado.

El castóreo es similar al almizcle. Es una sustancia secretada por los castores para engrasar su pelaje. Suele dar a los perfumes una nota cálida y sensual y que destaca por su poder de fijación. La vainilla con su olor suave es perfecta para proporcionar a los perfumes ese olor cálido y dulce que dan ganas de “comer”.

Existen otros componentes que son utilizados en los perfumes masculinos, como por ejemplo la pimienta negra, la hierba y el musgo. Estos proporcionan unas notas verdes muy sensuales. Existen algunas raíces que proporcionan a las fragancias masculinas ese toque de resina, aunque cada día son más habituales en las fragancias femeninas. No hay que olvidarnos de la albahaca y el aceite de geranio.

También las resinas se pueden encontrar en los perfumes. La mirra y el incienso son resinas de árboles que fueron utilizadas hace miles de años. La resina de benzoico, que proviene de Vietnam, se caracteriza por un olor profundo e intenso. Casi todas las fragancias contienen una dosis de sándalo y almizcle que hacen que el perfume sea dulce y ligeramente resinoso. Las flores son también otro ingrediente muy utilizado en los perfumes.

Perfumes,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *