Consejos para evitar las varices

consejos varices
Las varices son un problema de salud, pero también tienen un componente estético porque hace que las piernas parezcan menos bonitas al verse y notarse más las venas. Conseguir eliminar ese efecto no es sencillo desde casa, pero sí que podemos seguir una serie de consejos para evitar que aparezcan o bien mejorar las que ya se tengan.

Consejos

Para lucir unas piernas sin varices, la clave está en cuidarse mucho. El primer consejo es beber mucha agua para evitar la retención de líquidos. Además, el agua es de gran ayuda en la ducha, siendo conveniente aplicar chorros de agua fría en las piernas en sentido ascendente para mejorar el flujo sanguíneo. Pero hay que tener cuidado en no aplicarla con mucha presión porque no es bueno.

Las posturas que se adoptan igualmente son muy importantes porque muchas de ellas, aunque sean comunes, impiden una buena circulación de la sangre. Por ejemplo, nunca hay que sentarse con las piernas cruzadas y siempre es aconsejable no pasar mucho tiempo de pie ni sentada ni en la misma postura.

Un hábito que ayuda mucho es poner las piernas en posición horizontal para que descansen e, incluso, elevarlas o levantarlas para evitar esa sensación de piernas pesadas. Por ejemplo, puede estarse en esa postura todas las noches unos diez minutos.

consejos varices
A la hora de dormir, también hay que tener cuidado. Siempre es mejor tener los pies un poco más elevados que el resto del cuerpo, aunque tampoco deben levantarse mucho. Es suficiente con unos diez centímetros.

Y tanto en la cama como en cualquier lugar se debe evitar pasar calor. De este modo, no hay que darse duchas o baños con agua muy caliente, depilarse con cera caliente, estar cerca de estufas o calefacciones…

Por supuesto, no te olvides de darte un masaje en las piernas sin hacer mucha presión, comenzando por los tobillos hasta los muslos y con un ligero movimiento circular. Y, finalmente, no puede faltar en todo cuidado una dieta equilibrada baja en sal y el ejercicio moderado, pero que debe practicarse diariamente. Los mejores son la bicicleta, caminar y la natación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *