Geles de baño caseros


A la hora de prepararnos un baño que resulte relajante y que pueda hidratar y nutrir nuestra piel es necesario utilizar un gel que cumpla dichas condiciones. En el mercado no siempre podemos encontrar ese gel con las propiedades o el aroma exacto que estamos buscando para que nuestro baño sea perfecto. En estos casos, podemos prepararnos geles de baños caseros que sean acordes con nuestros gustos. Para que disfrutes de un buen baño, aquí te presentamos algunos de ellos:

Gel relajante: Necesitas tres gotas de aceite esencial de lavanda, dos gotas de aceite esencial de mejorana, una gota de aceite esencial de romero y dos cucharadas de aceite de almendra y gel base.

Este gel debe tener el Ph neutro y es preferible que sea espeso. En un recipiente pon el gel, añade los aceites, el aceite de almendras y mézclalo todo bien. Ya sólo te queda añadirlo al agua del baño..

Este gel es perfecto para relajarte en situaciones de, al tiempo que revitaliza y nutre tu piel.

Gel de naranja: Necesitarás media taza glicerina, dos tazas de agua de azahar, un cuarto de cucharada de aceite de naranja y un cuarto de taza de alcohol. Disuelve el aceite de naranja en el alcohol, añade la glicerina y mézclalo todo con el agua de azahar, sin remover la preparación, para que no haga espuma. Después sólo tienes que añadirla al agua del baño.

Gel revitalizante: Los ingredientes son tres gotas de aceite esencial de tomillo, dos gotas de aceite esencial de romero, una gota de aceite esencial de lavanda, dos cucharadas de aceite de almendra y gel base. Tan sólo tienes que añadir los ingredientes al gel base y disfrutar de un baño que te recargará de energía, dando luminosidad y vida a tu piel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *