Mascarilla casera para tratar los poros abiertos

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Las causas por las que los poros del cutis se dilatan son muy variadas: influye tanto el envejecimiento de la piel, como exponerse demasiado a agentes externos como el sol o el aire acondicionado, someterse con demasiada frecuencia a tratamientos faciales o abusar de productos cosméticos, sobre todo si no son adecuados para nuestro tipo de piel. Como resultado de todo esto, los poros se abren, dando a nuestro rostro una apariencia poco uniforme. Pero además, como están abiertos, en los poros se acumula grasa y suciedad, con lo que se dilatan aún más y terminan por aparecer los puntos negros, con lo cual el problema se agrava.

El único modo de evitar que los poros abiertos aparezcan en nuestro rostro es realizar una limpieza facial correcta, así como utilizar exfoliantes específicos para nuestro tipo de piel que nos ayuden a renovar la piel. Como complemento a estos tratamientos, también puedes utilizar esta mascarilla casera que no sólo te ayudará a eliminar las células muertas y conseguir un cutis más luminoso, sino que también refrescará tu cutis, añadiéndole juventud:

Para prepararla necesitas una manzana, una cucharada de yogur natural, una cucharada de miel y dos cucharaditas de jugo de limón. Para comenzar, mezcla el yogur, la miel y el zumo de limón en un bol. Después, ralla la manzana y mézclala bien con el resto de los ingredientes. Consigue una mezcla homogénea y aplícala sobre el rostro, dejándola actuar durante diez minutos. Pasado este tiempo ya sólo queda aclarar el rostro con agua templada.

Puedes realizar el tratamiento dos veces por semana. También puedes utilizar mascarillas a base de arcilla para conseguir disminuir el tamaño de los poros y limpiar tu piel.

Para evitar que los poros acumulen suciedad debes desmaquillarte todos las noches de forma correcta y utilizar siempre un protector solar, ya que el calor hace que los poros se dilaten bastante más.

3 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *