Rejuvenecimiento del abdomen


Todas nos hemos admirado cuando, al poco tiempo de dar a luz, una modelo o actriz aparece en las revistas o en las pantallas con un vientre totalmente plano. Quienes han dado a luz saben que es la parte de su anatomía que más cambios experimenta después de los embarazos, ya que se producen cambios en la musculatura que hacen que se pierda la cintura y se quede esa “barriguita” de después de haber dado a luz, aparte del aumento de la flaccidez de la piel de la zona. ¿Cómo lo hacen entonces las estrellas? Sometiéndose a una técnica de rejuvenecimiento del abdomen.

Dicha técnica abarca el tratamiento de la pared muscular abdominal, que tensa y aplana el abdomen, permitiendo recuperar un abdomen “liso”, así como la eliminación del exceso de piel que se localiza entre el ombligo y el pubis. A veces, en algunas pacientes, también se debe combinar este tratamiento con una pequeña liposucción para lograr un resultado final óptimo.

Tras la operación, se debe permancer en reposo de cinco a siete días. Pasado este periodo puedes reincorporarte a tu actividad habitual pero sin realizar ejercicio físico intenso.

En cuanto a las cicatrices, tan sólo será perceptible una línea en la parte baja del abdomen que queda oculta por la ropa interior y que irá mejorando con el paso del tiempo, hasta que llegue a ser totalmente imperceptible.

Para poder operarse después del parto es necesario esperar a que el útero, que se ha dado de sí durante el embarazo, vuelva a su estado original, para lo que tardará unos tres meses. Después ya puedes pedir cita. Lo normal es que te operen unos seis meses después del parto, aunque eso depende de cada médico.

1 comentario

  1. Vivo en la ciudad de México, será posible que me informen en qué establecimientos comerciales puedo adquirir el Tummy Sticks de Rodial, concretamente aquí en el Distrito Federal, gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *