Caminando con tacones de aguja

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Seguro que más de una vez has pensado en ponerte esos zapatos con tacones de vértigo que tienes en el armario porque serían el complemento perfecto para tu vestuario. Y seguramente más de una vez también has desechado la idea porque, cuando te los pones, por mucho que lo intentas, no eres capaz de andar de modo natural y con elegancia, sino que se te tuercen los tobillos, no eres capaz de estirar las rodillas y tus tu forma de andar es de todo menos femenina, mientras te preguntas cómo hacen las modelos para caminar con tanto ímpetu y elegancia sobre esos tacones interminables.

La respuesta es sencilla y es que caminar con tacones de aguja y hacerlo de forma elegante es, como la mayoría de las cosas, cuestión de práctica. Y qué mejor lugar para practicar que estando en casa, donde puedes ensayar una y otra vez sin que nadie te vea.

Para empezar, dibuja una raya con tiza en el suelo, y camina sobre ella.

Comienza con pasos cortos, despacio para guardar el equilibrio y trata de apoyar los pies sobre la línea que has trazado y no a los lados de la misma. Para no caerte procura mirar a un punto fijo, lo cual te ayudará a conservar el equilibrio.

Ten cuidado de no descargar todo el peso sobre el tacón. No olvides que los tacones son muy finos, y si pisas demasiado fuerte con el tacón podrían romperse. Lo mejor para evitar esto y andar de forma elegante es caminar pisando primero con la base del pie y apoyando después el talón.

Ayúdate con el movimiento de los brazos, pero ten cuidado de no lanzar la espalda adelante con cada paso mientras braceas fuertemente. El recorrido de los brazos debe ser corto y los movimientos suaves.

Consejos, Moda,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *