Cómo hacer una coleta en zigzag

 coleta zigzag
La coleta es uno de los peinados que está de moda desde hace varias temporadas y esta que entra no es una excepción. Lo único que, como suele ser habitual, se reinventa con el fin de darle un toque diferente. Y en esta ocasión es el zigzag, siguiendo la moda y tendencia que se ha visto en las principales pasarelas de telas con diseños geométricos. El resultado de aplicar estos tejidos al pelo es la coleta zigzag. ¿Cómo se hace?

El peinado

Para hacer este peinado es importante tener el pelo largo porque la coleta final tiene que caer por la espalda. Además, es fundamental igualmente que el cabello sea liso porque tiene que quedar muy bien peinado y estirado, no aceptándose ni la más mínima onda ni mechón fuera de su sitio. En el caso de tenerlo ondulado o rizado, primero tendrías que alisarlo.

Con esta base ya se puede empezar a hacer el peinado. En primer lugar hay que hacer la raya en medio. A continuación hay que dividir todo el pelo en tres capas. La primera de ellas, que coincide con la parte superior de la cabeza, no tiene que ser muy corta, es mejor que quede casi un poco por encima de la altura de las orejas.

coleta zigzag
Tras este paso, y para que sea más fácil, con la capa de abajo hay que hacer una primera coleta baja, que puedes sujetar con una goma para que el pelo no se mueva y no te moleste para el resto de peinado. A continuación, se comienza con el zigzag. Para ello tienes que coger la primera capa y peinar bien el pelo hacia atrás, respetando la raya. Luego hay que dividirlo en dos partes, que tienes que entrecruzar, como si fuera una trenza pero con dos mechones, a la altura de la coronilla. Estos mechones, una vez cruzados tienes que unirlos a la coleta inicialmente hecha. Para que sea más cómodo puedes utilizar otra goma de pelo porque, al final, no se van a ver.

Posteriormente, con la segunda capa tienes que peinarla también hacia atrás y dividirla en dos. En este caso, los mechones, deben cruzar por encima cada uno de las partes del pelo de la primera capa que has unido ya a la coleta, de manera que el efecto final es que quedan como dos “X” en posición vertical seguidas en la cabeza. A continuación une este pelo a la coleta, pero cubriendo con él también la parte de la goma de pelo para que no se vea. Termina peinando la coleta, que siempre tiene que quedar baja, para que el pelo quede bien liso y no haya ni uno solo fuera de su sitio.

Cabello, Peinados,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *