Cuidados de la piel adolescente


Solemos comenzar a preocuparnos por el cuidado de nuestra piel cuando comenzamos a notar las primeras arruguitas, o vemos que ya no está tan tersa como cuando éramos jóvenes. Antes, en la adolescencia, la mayoría de nosotras hemos dejado que la piel se cuide por sí misma, haciendo uso de su capacidad de restauración natural. Sin embargo, la piel joven también necesita una serie de cuidados para ser una piel bonita y mantener la juventud por más tiempo.

Para ello deberemos establecer una rutina de limpieza de la piel. A veces con la limpieza es suficiente y muchas adolescentes no necesitan mayores cuidados de su cutis, pero otra veces es necesario complementar la limpieza con hidratación y tonificación.

Esto se debe a que el mayor problema que presentan las pieles adolescentes es el exceso de grasa causado por los cambios hormonales, que provocan la aparición del acné.

Lo mejor es utilizar un gel limpiador al agua, que además de limpiar la piel, te ayudará a eliminar el exceso de grasa. La piel debe limpiarse dos veces al día, por la mañana y por la noche antes de acostarte. Si lo necesitas, puedes aplicarte una crema hidratante muy suave tras utilizar el gel, de forma que tu piel no quede demasiado reseca y cuidando siempre que sea adecuada para tu tipo de piel. Lo mejor es que sea una crema hidratante a base de agua.

Si tienes el cutis muy graso o graso, es conveniente exfoliar la piel una vez a la semana o cada quince días. Lo mejor es utilizar mascarillas naturales, como las mascarillas de arcilla, que te ayudarán a eliminar las células muertas de la piel.

Cuando te limpies el cutis, no olvides también limpiar la parte del cutis al lado del nacimiento del cabello así como la piel del cuello.

Rostro,
>

También te puede interesar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.