Depila tus cejas según la forma de tus ojos


Depilarnos las cejas correctamente es un punto imprescindible si queremos conformar un rostro armonioso y atractivo. Para darles la forma correcta a la hora de depilárnoslas no debemos atender sólo a la forma de la cara, sino también a la de los ojos, ya que estos formas, junto con las cejas un conjunto inseparable que le otorga personalidad y luminosidad a nuestro rostro. Teniendo esto en cuenta, te mostramos las claves para lograr unas cejas perfectas cuando te depiles.

Si tienes los ojos pequeños, debes depilártelas intentando aumentar la distancia que las separa del ojo, pero en ningún caso debes dejarlas tan finas que prácticamente desaparezcan, ya que perderás el atractivo que el arco de la ceja proporciona a la mirada.

Si tienes los ojos hundidos debes dejarte las cejas un poco anchas, pero no excesivamente. Depílalas siguiendo un trazo ligeramente triangular hacia el exterior y depilando sobre todo la zona de las cejas más cercana a la nariz.

Si tus ojos son saltones, debes intentar que tus cejas tengan un aspecto lo más natural posible, por lo que debes eliminar el vello del entrecejo y todo aquel que desfigure lo que es el trazo natural de la ceja. No las depiles demasiado, ya que para este tipo de ojos es mejor una ceja un poco ancha.

Si tus ojos están muy separados, depila sobre todo el interior de la cuenca del ojo, comenzando desde encima del lacrimal. Lograrás que tus ojos parezcan un poco más juntos si dejas un poco más de vello en el ángulo interno de la ceja (la zona que está cerca de la nariz), pero no cometas el error de dejarla muy ancha en esa parte y muy fina al final.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *