Hidratar el cabello seco de forma natural


Cuando tenemos el cabello muy seco, éste se apelmaza, se encrespa y nos resulta realmente complicado peinarlo. Esta situación se agrava en invierno si lo exponemos al aire y al frío o en verano por las largas horas bajo el sol. Poco a poco nuestro cabello va perdiendo brillo, se torna mate y su aspecto se vuelve quebradizo. Es en ese momento cuando debes aplicarte un tratamiento altamente hidratante para que tu cabello recupere su saludo.

Una de las formas de conseguirlo es aplicar aceite de oliva a tu melena, que te ayudará a suavizarla, fortalecerla y darle brillo. Si optas por este tratamiento, lo mejor, aunque sea invierno, es hacerlo en un día de sol. De ese modo, tras aplicarte el aceite, debes salir al sol, ya que el calor ayudará a que sea absorbido en mayor medida por tu cabello y que el resultado sea mejor.

Si tienes el cabello demasiado fino aplicar directamente aceite de oliva puede perjudicarlo. En este caso debes añadir un poco a tu acondicionador de pelo y utilizar esta mezcla cada vez que te laves el cabello.

También puedes utilizar el plátano para hidratarlo. Prepara una masaarilla para tu cabello aplastando un plátano con el tenedor y mezclándolo con una cucharada de zumo de limón y otra de aceite de girasol. Aplícalo sobre el cabello y déjalo actuar durante media hora. El cabello te quedará muy suave y manejable.

Otra mascarilla que puedes probar es una mascarilla de soja en caliente. Necesitarás una cucharadita de aceite de soja, y dos de aceite de ricino. Mezcla ambos aceites en un recipiente y caliéntalo a fuego lento. Cuidando de que no esté muy caliente aplícala sobre el cabello y envuelve tu pelo en una toalla caliente. Déjalo actuar durante quince minutos y finalmente lávate el cabello de forma habitual. Notarás como tu cabello recupera su brillo y su salud.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *