Maquillaje para las pequeñas de la casa


El fácil acceso al mundo de la moda y de las tendencias internacionales que tienen las niñas de hoy en día, está haciendo que estas sean más conscientes de la importancia de un buen maquillaje a edades muy tempranas. Muchas pequeñas, empiezan a querer maquillarse antes de saber qué cosas les quedan bien y cuáles no. Durante la adolescencia es cuando las niñas tienden a rebelarse contra las restricciones, y deciden maquillarse cuando las apetece.

Puedes ser bastante estricta y prohibir a la niña que se maquille hasta los 12-14 años, pero a los 15 tendrás que empezar a dejar que haga lo que prefiera. Es en este momento cuando debes convertirse en su asesora. Indícala que para empezar a maquillarse puede probar con un simple brillo de labios y una suave sombra de ojos. Seguro que le favorece mucho y ella se ve distinta.

Estos cosméticos los puede utilizar cuando salga con sus amigas pero intenta que no suba al autobús escolar pintada como una puerta. Debes recordarla que su color natural de piel le hace tener un aspecto muy “fresco” y que si se pinta en exceso, su cutis puede estropearse. Nunca te olvides de la autoestima de la pequeña. Cuando cumpla los 16 seguro que ya utiliza más de dos cosméticos.

Lo ideal es que con esta edad ya tenga su propio brillo, rímel, polvos y algo de colorete y sombra de ojos. Cuando se trata de colores, los colores puros son ideales para las adolescentes. Debes intentar que se olvide del pintalabios rojo pasión y la sombra de ojos demasiado “agresiva”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *