Peinados con diadema


Las diademas son un complemento de belleza para nuestro cabello. Según la ocasión, podemos elegirlas más sencillas o más sofisticadas, pero lo que no cabe duda es que, bien elegidas, pueden darnos un toque de distinción e incluso ayudarnos a mantener un cabello que, de otro modo, resulta casi imposible de manejar si lo queremos llevar suelto.

Podemos elegir entre distintos modelos de diadema, desde la sencilla de fieltro que simplemente nos ayuda a recoger el cabello hasta aquellas que tienen pedrería o plumas, accesorios que podemos utilizar para reuniones sociales e incluso para bodas. Si nos gustan más también podemos elegirlas con motivos florales, que le darán un toque naif y desenfadado a nuestro aspecto.

Eso sí, recuerda que no debes utilizar nunca la diadema con coleta. Es una combinación que, lejos de favorecer, perjudicará tu imagen.

A continuación te presentamos una serie de peinados para lucir con diadema:

– El más sencillo y habitual es dejarte el pelo suelto y después ponerte una diadema. Este look es ideal para ir al trabajo o para una situación más informal. Lo mejor en este caso es peinarte hacia atrás el cabello con un cepillo plano y después, si quieres darle volumen, cárdalo ligeramente en la parte superior con un peine.

Si tienes el pelo largo puedes llevarlo liso o ondulártelo ligeramente. Si tienes el pelo corto o media melena, alísatelo para que la diadema no te dé un aspecto aniñado.

– Puedes hacerte un medio recogido recogiendo el pelo en un moño a la altura de la nuca. Si tienes flequillo, estupendo, déjalo suelto y ponte la diadema detrás de las orejas. Esto te dará un look sofisticado ideal para cualquier fiesta a la que quieras ir arreglada.

Peinados,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *