Recetas de belleza natural con fresas


La fresa, además de ser una fruta deliciosa, nos aporta multitud de vitaminas y minerales cuando la consumimos. Aplicada sobre la piel, además, nos permite beneficiarnos de sus propiedades antioxidantes, que hidratan, rejuvenecen y dan frescura a nuestra piel. A continuación te presentamos una serie de recetas de belleza con fresas para que mantengas tu piel joven y cuidada:

Mascarilla de fresas:

Necesitas 6 fresas grandes, una clara de huevo y una cucharada de agua de rosas. Aplasta las fresas con un tenedor hasta obtener un puré y bate la clara a punto de nieve. Añade la clara batida y el agua de rosas al puré de fresas. Lávate con agua tibia el cutis y a continuación aplícate la mascarilla. Déjala actuar durante veinte minutos y finalmente enjuágate con agua para eliminar los restos.

Mascarilla hidratante: Para prepararla necesitarás 8 ó 9 fresas y tres cucharadas de miel. En un bol coloca las fresas y trocéalas. A continuación añade la miel y aplasta la mezcla con un tenedor. El siguiente paso es extender la mascarilla sobre el rostro y, pasados quince minutos, aclararte con agua fría.

Mascarilla nutritiva: Los ingredientes son dos cucharadas de avena, tres fresas maduras y una cucharada de yogur natural biológico. Aplasta las fresas y añádeles el resto de los ingredientes hasta formar un pasta homogénea. Recuéstate y aplícatela en el rostro, teniendo cuidado de que no te entre en los ojos. Déjala durante 10 minutos y finalmente aclárate con agua tibia. Si quieres, después te puedes aplicar una crema hidratante.
Dado que la fresa es una fruta que provoca muchas alergias, es mejor aplicarse un poco en una zona del rostro y ver si causa alguna reacción. Si no es así, ya se pueden utilizar cualquiera de las mascarillas que te aconsejamos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *