Trucos naturales para aumentar el volumen de los labios

Share on Facebook1Tweet about this on Twitter4Share on Google+0

trucos-labios-volumen
Con el paso de los años, los labios se van volviendo más finos y van perdiendo de forma progresiva su volumen y tamaño. Hoy en día, hay barras de labios que permiten crear ese efecto, así como diferentes tratamientos en centros de estética. Sin embargo, también se pueden seguir una serie de trucos naturales, que se aplican en casa de forma sencilla y con los que se logran buenos resultados.

Remedios caseros

Aunque ahora no se llevan los labios tan voluminosos como años atrás, este remedio se puede utilizar sin problemas para quienes los tengan finos o bien en aquellos casos en los que han ido perdiendo volumen por los años.

El remedio casero es muy sencillo. Tan solo se necesita un poco de miel, papel transparente de cocina y un cepillo de dientes. En primer lugar, hay que limpiar bien los labios para lo que hay que dar un masaje en sentido circular con la ayuda de las cerdas del cepillo de dientes, que debe ser suave y que, previamente, se ha tenido que humedecer con agua templada.

Una vez dado este paso, lo siguiente es secarlos bien y poner la miel sobre los labios con la yema de los dedos, procurando que queden totalmente cubiertos. Luego, se debe colocar un triángulo de papel transparente de cocina.

trucos-labios-volumen
A continuación, hay que dejar pasar entre diez o quince minutos para que haga efecto. Pasado este tiempo, se deben enjuagar bien los labios con abundante agua para retirar todos los restos de la miel y secarlos con una toalla suave con pequeños toques y nunca frotando. Los resultados se notan rápidamente con tan solo hacerlo dos o tres veces por semana.

Exfoliar

Además de limpiar bien los labios antes de aplicar la miel, también puede ser conveniente hacer una vez a la semana una exfoliación. Sí. Los labios igualmente se exfolian, aunque se necesitan productos específicos. Entre los más recomendados están, por ejemplo, aquellos que tienen papaya porque son ricos en vitamina A y en papaína. De esta manera, se eliminan las células muertas y el efecto de cualquier otro tratamiento se notará más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *