Trucos para desenredar el cabello


Si tienes el cabello largo, seguramente más de una vez habrás deseado tener a mano unas tijeras para deshacerte de esos enredones y nudos rebeldes que hacen imposible que te puedas cepillar el cabello con suavidad, aunque sea a costa de cortarte algún mechón que otro, y te resignas a cepillarlo con fuerza hasta conseguir deshacerlo.

Sin embargo, esto estropea y rompe mucho tu cabello, volviéndolo cada vez más frágil y quebradizo, por lo que en lugar de luchar con los nudos, puedes probar algunos trucos que te presentamos aquí para desenredarte el cabello de forma mucho más saludable para tu pelo y más cómoda para ti:

Lávate con tu champú habitual y después aplícate el acondicionador. En lugar de aclararte, envuélvete el cabello en papel de aluminio durante 20 minutos, de forma que el acondicionador penetre profundamente. Pasado ese tiempo, retira el papel y aclárate con agua tibia. Conseguirás un pelo desenredado, muy suave y fácil de peinar.

Si aun así tu cabello se resiste, prueba con este acondicionador casero: En un recipiente calienta un tercio de taza de aceite de oliva, un tercio de taza de aceite vegetal y un tercio de taza de miel. Déjalo que hierva, apágalo y déjalo enfriar. Cuando esté frío, guarda la preparación en un frasco. Aplícalo sobre el cabello en sustitución de tu acondicionador habitual y déjalo actuar unos minutos, aunque no debes aplicarlo sobre las raíces para no engrasarlas.

También puedes mezclar un poco de gel de aloe vera con unas gotas de aceite de jojoba. Guarda la mezcla en un frasco con vaporizador y, después de lavarte el cabello con champú, vaporízalo sobre el pelo de forma homogénea aunque sin excederte en la cantidad. Déjalo actuar durante unos minutos y peínate. Comprobarás que el peine se desliza con toda facilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *