Uñas: ¿qué forma me favorece?

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter3Share on Google+0

unas-manicura
Las manos de cada mujer son diferentes al igual que las uñas. Su forma, sin embargo, no siempre es tenida en cuenta a la hora de hacer una manicura para elegir la más favorecedora. Muchas veces, esta decisión se toma por meras modas, lo que no siempre es lo más idóneo. Pero, ¿cómo se puede saber qué forma de uña es la más favorecedora según mis manos y dedos? Aquí tienes todas las claves.

Dedos gruesos

Las mujeres que tienen las manos con dedos gruesos es mejor que perfilen la forma de la uña en óvalo o almendrada para conseguir que ópticamente el dedo se vea más fino y largo.

El truco está en seguir la línea natural del dedo para perfilar la uña, de manera que primero se tienen que limar los lados hasta dejarlos rectos a la misma altura para, luego, recorrer el resto de la uña perfilando el óvalo.

Para este tipo de dedos, es conveniente dejar las uñas un poco largas para que el resultado sea mejor visualmente, aunque tampoco queda muy bonito que sean kilométricas. Lo más adecuado es que no sobrepasen el medio centímetro de longitud.

unas-manicura

Delgados

Por el contrario, las mujeres que tienen los dedos finos y, sobre todo, cuando también son largos, necesitan crear el efecto óptico contrario. Es decir, se debe mostrar una mano estilizada, pero más atractiva.

En este caso, el consejo consiste en lucir una manicura en la que las uñas tengan la forma cuadrada. De este modo, se tienen que limar para que queden como una línea recta, incidiendo solo en los bordes para redondearlos ligeramente y que no queden tampoco muy cuadradas y sean más bonitas. En relación a largura, no es conveniente lucir las uñas muy largas, es mejor cortas. Lo más recomendable son unos milímetros por encima del final del dedo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *