Cómo disimular un tatuaje con maquillaje


Hacerse un tatuaje es un modo de demostrar nuestra personalidad, darle un toque estético a nuestro cuerpo o, simplemente hacer una declaración de amor. Sin embargo, existen ocasiones en las que lucir un tatuaje no está bien visto, como una entrevista de trabajo, algún acontecimiento social o por cualquier razón no quieres que sea visible en ese momento, ya sea en el cuello, en el antebrazo, la pierna o el tobillo.

En estas ocasiones puede parecer que la única solución es eliminarlo con láser, pero no es así. Si quieres seguir manteniendo tu tatuaje, puedes aprender a ocultarlo con maquillaje. Para ello, no tienes más que seguir estos pasos:

Corrector

Al igual que es nuestro aliado contra imperfecciones, también lo es para esta ocasión. Debes asegurarte de elegir un corrector que sea del mismo tono que tu piel y aplicarlo sobre el tatuaje y alrededor del área que ocupa éste también, cubriendo unos tres centímetros de piel, para que sea más sencillo unificar el tono. Aplícalo mejor con un pincelito en lugar que con el dedo. El corrector debe ser de consistencia espesa, para que el resultado sea mejor.

Coge ahora otro pincel limpio y utilízalo para extenderlo en la zona donde has aplicado el producto, asegurándote de extenderlo bien. Esto es importante, porque de lo contrario parecerá que llevas un “parche” y el resultado no será natural. Cubre bien toda la zona. Si lo prefieres, puedes cortar una esponjita de maquillaje a la mitad y aplicarlo con ella. No te olvides de cortarla, ya que el borde rugoso dará una apariencia más natural a la aplicación.

Polvos translúcidos

Para fijar bien el maquillaje y ayudar a que quede más natural, para terminar puedes aplicar una capa de polvos translúcidos, a toquecitos con una brocha, en toda el área donde has aplicado el corrector.

Cuerpo, Maquillaje,
>

También te puede interesar...

1 comentario

  1. Yo tengo 3 tatuajes pero la verdad es que nunca he tenido la necesidad de taparlos ya que son discretos. Nunca me haría uno que pudiera perjudicar mi imagen de cara a un trabajo o cualquier otra cosa. De todas formas, con los consejos que has puesto parece muy sencillito taparlo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *