Cómo maquillar un rostro cuadrado


Si tenemos el rostro cuadrado, con ausencia de redondeces y con mandíbula bastante ancha, no siempre sabemos muy bien cómo maquillarlo, ya que si no nos aplicamos correctamente el maquillaje podemos darle mucho más volumen del que nos gustaría, haciendo que nuestra mandíbula se ve más ancha. Para evitar esto y sacarle el mayor partido a nuestro rostro afinando tus rasgos, aquí te dejamos una serie de trucos para maquillarte:

Al aplicar la base de maquillaje, podemos utilizar una base de nuestro tono de piel y una base un tono mejor alrededor de la nariz, en el centro de la frente y en la base de la barbilla. Debemos difuminar bien ambas bases, para evitar que la clara se destaque demasiado. Con estos pequeños toques lograremos ya alargar el rostro y que ópticamente resulte más ovalado.

El colorete nos va a ayudar a suavizar aún más los rasgos. Para ello lo mejor es utilizar colores claros y aplicarlo en el centro de las mejillas, por encima de los pómulos.

Los ojos serán la parte central de nuestro maquillaje, por lo que es aconsejable aplicar sombras de colores fuertes. Desde el lacrimal hasta el centro del ojo podemos aplicar tonos naturales, como marrones o grises claros. Los colores más oscuros servirán para completar el resto del arco sobre el ojo, hacia las sienes. Si queremos añadir un poco de profundidad a la mirada podemos aplicar una sombra de un tono medio en el centro del los párpados, atrayendo así aún más la atención sobre nuestros ojos.

Con los labios haremos lo mismo, concentrando el color en el centro de estos. Lo mejor es utilizar tonos melocotón y rosados. Aplicaremos el color en el centro de cada labio y lo extenderemos hacia los extremos, sin que la diferencia sea muy notable. Podemos aplicar un poco de brillo siguiendo el mismo procedimiento.

Maquillaje,
>

También te puede interesar...

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *