Elegir acondicionador según tu tipo de pelo


Pensar que el acondicionador con todas las virtudes que pueda poseer, funciona bien para todos los tipos de cabello está muy lejos de la realidad, y es por ello que pese a usar acondicionadores de buenas marcas, algunas personas se enfrentan con un cabello seco y maltratado, sencillamente porque aunque el acondicionador sea bueno y el cabello se lave diariamente, hay factores que pueden hacer que el producto no sea recomendable.

Las necesidades del cabello largo no son las mismas que las del cabello corto. Solo la largura ya demanda una serie de requerimientos específicos a la hora de aplicarlo. Si tienes el cabello largo el problema de la sequedad de las puntas será una constante mientras que el cabello corto no suele sufrir este problema. Lógicamente esto sucede porque el cabello largo mientras crece sigue manteniendo las mismas puntas, aunque lo recortes cada 4 semanas.

El problema del cabello corto es otro, precisamente por ser corto tiene poco peso y se enfrenta a problemas como el viento. Así que tiende a perder brillo. Aplicar un acondicionador con formulación especial para darle brillo es lo mejor. Por otro lado, si tienes el cabello teñido lógicamente necesitas un acondicionador que te proporcione hidratación ya que los procesos químicos del tinte lo pueden dañar.

En caso de tener el pelo teñido es recomendable hacerse alguna mascarilla una vez a la semana. En cuanto al color natural, también tiene una serie de necesidades, por ejemplo: el cabello rubio siempre suele necesitar un acondicionador que le proporcione brillo e hidratación. Esto suele ser menos necesitado por el pelo negro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *