Enemigos de la piel sana


Nuestra piel puede sufrir mucho debido a las condiciones climatológicas, a una mala alimentación y a otros factores nocivos. Podemos proteger nuestra piel con más facilidad si sabemos cuáles son las principales causas que pueden estropear nuestra piel. Muchas veces, sólo con saber cuáles son las vitaminas y los nutrientes que mejor le van a nuestro cuerpo, seremos capaces de tener una piel saludable y brillante. A continuación hemos intentado hacer una lista de algunos de los enemigos más normales de la piel sana.

La contaminación
Tiene efectos nocivos no sólo en nuestra piel sino también en nuestro organismo en general. Debido a las toxinas del aire nuestros poros pueden ser obstruidos. A medida que envejecemos, nuestra piel empieza a perder elasticidad, la producción de elastina y el colágeno disminuye, así que la contaminación la contaminación contribuye al deterioro prematuro de la piel. La contaminación también puede dar lugar a reacciones alérgicas, especialmente en el caso de personas con piel sensible.


Fumar
Es uno de los más nocivos enemigos para la salud de nuestra piel. El hábito de fumar puede sabotear el correcto flujo de la sangre. Fumar restringe los vasos sanguíneos. El tabaco también aumenta el envejecimiento y las alergias. La deshidratación y el adelgazamiento de la piel también pueden ser un resultado desafortunado. Aquellos que no pueden dejar de fumar deberían tomar algún tipo de suplemento como por ejemplo: vitaminas E, C, y A.

El exceso de exfoliante
Debemos tener en cuenta que con la exfoliación es posible deshacerse de las células muertas y de las células buenas. Si exfoliamos demasiado la piel se vuelve extremadamente sensible teniendo grandes dificultades para luchar contra los radicales libres.

Cuerpo, Piel,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *