Manual para unas cejas perfectas

cejas-cuidados
Las cejas se han convertido en un punto clave en el rostro para tener una mirada muy seductora, pero también alegre e, incluso, rejuvenecer las facciones. Tener unas cejas perfectas no siempre es fácil porque a veces se depilan mal o se siguen modas que pueden ser poco favorecedoras. De todos modos, hay una serie de consejos a tener en cuenta para lucir siempre unas cejas perfectas.

Depilación

La depilación es una de las principales claves para lucir unas cejas perfectas. Para saber cómo tienes que depilarlas, puedes colocar un lápiz sobre el arco de cupido del labio y dirigirlo hacia la parte extrema de la aleta de la nariz. Cuando pase por la ceja el lápiz, marcará su comienzo.

Para marcar el segundo punto, lo que tienes que hacer es mantener la mirada hacia el frente y colocar el lápiz en paralelo al iris para descubrir cuál es el punto más alto. Finalmente, para ubicar el punto en el que tiene que terminar la ceja, lo que debes hacer es unir con un lápiz la comisura del labio con el final del ojo.

Cuidados

Las cejas también es importante cuidarlas. De hecho, es fundamental desmaquillarlas siempre y realizar una limpieza profunda antes de irse a dormir con independencia de que hayas utilizado o no productos de cosmética.

cejas-cuidados
La clave está en que el poro se puede obstruir, influyendo así de forma negativa en el crecimiento de nuevos pelos. También es importante peinar las cejas diariamente porque así se activa la circulación de la zona y se favorece su crecimiento y fortalecimiento.

De todos modos, si quieres unas cejas más pobladas o con el vello más fuerte, tienes una buena opción en los sérums de crecimiento que son bastante efectivos para recuperar el pelo perdido. Eso sí, deberás ser constante.

Maquillaje

Para tener unas cejas diez y lucir un rostro perfecto, puedes maquillarlas. Para esto, hay que seguir una serie de pasos. El primero de ellos es peinarlas a contrapelo para identificar las zonas en las que hay menos vello.

A continuación, se extiende una prebase para preparar las cejas y fijar el pelo, aparte de rellenar las zonas que están menos pobladas o en las que haya calvas.

El maquillaje siempre se realiza en un tono más claro para la zona en la que empieza la ceja y en uno más oscuro para su final. No te olvides tampoco de poner un toque de iluminador y difuminarlo bien justo debajo de la ceja y sobre la piel.

Todo el proceso de maquillaje acaba poniendo un poco de gel transparente para fijarlas. Y así ya están las cejas perfectas.

Artículos relacionados:

Las formas de cejas más favorecedoras

Cejas más gruesas y bien definidas en tres pasos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *