Métodos naturales para retrasar el crecimiento del vello


A menos que te hayas sometido a la depilación láser, seguramente tendrás que seguir depilándote para eliminar el vello de tu cuerpo. Independientemente del método que elijas, seguramente te gustaría poder retrasar el crecimiento del vello para así dejar pasar más tiempo entre depilaciones.

Si éste es tu caso, aquí te ofrecemos una serie de remedios para retrasar el crecimiento del vello de forma natural y así poderte olvidar de la depilación durante más tiempo:

Limón y miel: Mezcla una cucharada de limón con otra de miel, hasta que se hayan mezclado bien. Después de la depilación, aplícate la mezcla sobre la piel utilizando una esponja, extendiéndola por toda la superficie donde quieras retrasar el crecimiento del vello. Déjala actuar unos minutos y retira la mezcla. Aplicándola cada vez que te depiles notarás los resultados, y si tu piel se queda irritada después de la depilación, la miel te ayudará a calmarla.

Muérdago de encina: Necesitarás dos puñados de muérdago fresco de encina y 500 ml de agua. Comienza hirviendo el muérdago en el agua y, cuando comience a hervir, coloca encima del cazo un trapo de algodón, siempre teniendo mucho cuidado de que no se queme. Deja que el paño se empape del vapor de la cocción aplícalo sobre la zona en la que quieres retrasar el crecimiento del vello y déjalo actuar toda la noche.

Leche: Aplica leche fresca sobre la piel todos los días antes de la crema hidratante. Aplícala dándote un suave masaje sobre la zona y déjala actuar todo el tiempo que puedas para que sea lo más efectiva posible.

Piedra pómez: Pásala con mucho cuidado sobre la zona a tratar, sin hacer demasiada presión para no irritarte la piel. Ya sólo te queda aplicarte la crema hidratante y habrás conseguido retrasar la aparición del vello.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *