Seis razones por las que utilizar aloe vera

aloe-vera-belleza
El aloe vera es muy conocido por sus propiedades para regenerar y calmar la piel cuando se ha tomado el sol y, sobre todo, si se han hecho excesos. Pero sus aplicaciones en la belleza son muchas más y sus beneficios también son mayores. Unos motivos por los que en los últimos años se ha convertido en un componente fundamental en muchas cremas y productos cosméticos.

Las propiedades

El aloe vera es una excelente hidratante por su capacidad de retener el agua en la piel, además de ser conveniente utilizarlo cuando la dermis está más seca, puesto que en seguida permite que recupere su estado óptimo.

Aparte de la hidratación, el aloe vera también tiene el beneficio de ser un excelente antiarrugas, ya que ayuda a prevenirlas, teniendo igualmente efectos positivos en las que ya han hecho su aparición porque se atenúan. Unos resultados que son posibles por su capacidad de regenerar los tejidos al estimular las fibras de colágeno y la elastina, que son claves para hacer frente a las arrugas y líneas de expresión.

Las personas que padecen problemas de acné pueden utilizar aloe vera, puesto que tiene propiedades antibacterianas, siendo de gran ayuda para evitar las infecciones en la piel y favorecer que se curen antes los granitos. Igualmente, se ha comprobado que es útil para reducir las marcas que hayan podido dejar los granos.

aloe-vera-belleza
Su poder astringente es otra de las razones por las que hay que incluir aloe vera en los rituales de belleza. Y es que, gracias a esta característica, permite hacer una limpieza de la piel en profundidad al lavarse con un gel que lo contenga. Los poros de la piel se limpian y se cierran, aparte de permanecer más limpios durante un mayor período de tiempo.

Las estrías, que son uno de los problemas que más preocupan a las mujeres, se pueden prevenir aplicando aloe vera sobre las zonas problemáticas, aunque igualmente sus propiedades hacen que se puedan atenuar las que ya han aparecido al aportar a la piel una mayor elasticidad y firmeza.

Y, por supuesto, no hay que olvidarse de utilizarlo tras depilarse porque ayuda a calmar la piel y a que la dermis no se irrite tanto tras este proceso. ¿Necesitas aún más razones para añadirlo a tu neceser?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *