Sombras de ojos violeta: el color del otoño


Violeta en todas sus tonalidades para una mirada de escándalo. Este otoño nos olvidamos de los colores propios de la estación para darle a nuestro rostro un poco de misterio con una mirada profunda pero vívida.  Las sombras de ojos moradas son una alternativa perfecta tanto para el día como para la noche y tu look que no dejará indiferente. ¿Te atreves?

Morado para la noche

La idea es rasgar tu mirada y darle profundidad. Para ello no hay nada mejor que jugar con los tonos morados pero siempre en su versión ahumada. Los ahumados tienen cierta dificultad pero, con la ayuda de un lápiz de ojos del tono de tu piel, podrás delinear una v al final del párpado hacia las sienes y sólo tendrás que rellenar.

De base, un lila clarito será perfecto para jugar después con tonalidades más oscuras. Aplícalo por todo el párpado móvil. Para evitar que en lugar de un maquillaje sofisticado parezca que tengamos un ojo morado, escoge un morado oscuro pero metalizado, el efecto será increíble. Aplícalo empezando por los extremos de la v y hacia dentro.


Después difumínalo con la ayuda de un pincel (o con las yemas de los dedos) y delinea las pestañas con un lápiz negro y ponte un par de capas de rimmel. Serás la reina de la noche.

Morado también de día

Si la opción nocturna te parece demasiado atrevida y prefieres seguir con tu ahumado gris, no te preocupes, de día también puedes lucir el morado.

Aplica una base de sombra luminosa en todo el párpado y, después, un lila clarito (si es mate mejor) sólo en el párpado móvil.  Aplica una sombra rosa o melocotón sobre ésta y difumina. Una capa de rimmel transparente y unos labios rosados te darán un aspecto naíf y fresco.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *