Consejos para proteger la piel del frío

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

piel-frio
En invierno, siempre hay que proteger la piel. Y, con las nevadas y temporales que están azotando estos días a muchos puntos de la geografía española, los cuidados deben extremarse porque la dermis se resiente aún más. ¿Qué puedes hacer? Toma nota de estos buenos consejos para que, a pesar del frío, puedas lucir también una tez espectacular.

Productos clave

Para tener la piel en perfectas condiciones con las bajas temperaturas es especialmente importante hacer uso de una serie de productos cosméticos. Uno de ellos es la crema hidratante, que es lo mejor para protegerse del frío porque actúa como si fuera un escudo protector de la dermis frente a las agresiones externas.

Además, es importante emplear aquellas que tienen antioxidantes porque así se refuerzan las defensas naturales de la piel y las de protección solar, aunque sea invierno, porque los rayos solares también aceleran en esta época del año el envejecimiento del cutis.

El bálsamo labial es otro de los productos imprescindibles porque hidrata, nutre y también evita que se agrieten los labios. Hay que aplicarlo por el día y por la noche, siendo especialmente importante que en este caso se empleen los que contienen ácido hialurónico o aceites naturales para una mayor reparación.

piel-frio
Y porque haga frío no hay que renunciar al maquillaje. Para evitar que se reseque o cuartee, lo mejor es emplear una textura fluida, aunque también se puede optar por las BBCream o las CCCream para aportar protección y un buen color al rostro en un solo gesto.

Otros remedios

Además de estos cuidados, los días de más frío también tienes que preocuparte de cuidarte desde dentro para que se note en la piel. Beber agua es una de las claves esenciales para mantener un buen nivel de hidratación, así como evitar fumar y beber alcohol para que no se frene la producción de colágeno.

Artículos relacionados:

Los cuidados clave para una piel hidratada

Consejos para recuperar la luminosidad del rostro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *