Cuidar la piel del cuello


El paso del tiempo se hace notar en nuestra piel, las marcas o arrugas empiezan a aparecer de forma inevitable. Para evitar aspectos estéticos, debemos mantener con firmeza nuestro cuello, una parte que requiere los mismos cuidados que la cara y que debemos cuidar. La piel del cuello y del escote es muy vulnerable a la edad. Es una piel muy fina y que se deshidrata con rapidez, lo que provoca que aparezcan arrugas cruzadas dañando nuestra imagen.

Para estar más joven durante más tiempo, utilizaremos la crema de día y de noche que empleamos para el rostro, también para el cuello y escote aplicándola en suaves masajes circulares sobre la piel. Por otro lado, los famosos tratamientos de protección intensiva a base de aceites esenciales, mejoran mucho su eficacia si se combinan con estimulación láser. La penetración de las sustancias activas es mucho mayor.

Un truco muy utilizado en belleza para que la piel se mantenga tersa y con buen color es aplicar agua a presión durante unos minutos en la zona del cuello, alternando agua fría y caliente. Posteriormente, dar un suave masaje con una esponja vegetal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *