Mascarillas caseras contra los poros abiertos

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

mascarillas-caseras-poros-abiertos
Aunque muchas veces se tiende a pensar que los poros abiertos son un problema exclusivo de la adolescencia, lo cierto es que no es así y también se puede padecer en la edad adulta. Además, hay que tener en cuenta que las pieles mixtas y grasas suelen ser más propensas a mostrar un poro más abierto. Combatirlos, no nos vamos a engañar, no siempre es fácil, aunque hay remedios naturales que son muy útiles para poner solución.

Mascarillas

Además de los cuidados específicos diarios que se le deben proporcionar a la piel, las mascarillas siguen siendo una buena opción para tratar este problema. Las que puedes hacer en casa con productos naturales son sencillas de preparar y bastante efectivas.

Una de las mejores es la de arcilla porque tiene un importante poder astringente y es de gran ayuda para controlar el nivel de grasa en la piel. Por estas propiedades, propicia que el tamaño del poro se vea más reducido, aparte de que también se regenera la dermis.

Su preparación es muy fácil. Tan solo se necesitan tres cucharadas de arcilla blanca o verde y un poco de agua para hacer una pasta. Luego, se debe aplicar sobre el rostro y esperar unos 15 o 20 minutos antes de retirarla con agua templada.

mascarillas-caseras-poros-abiertos
Las mascarillas que se preparan con clara de huevo son otra opción interesante para combatir los poros abiertos. Sus beneficios se centran en tonificar la piel y en cerrar el poro, aunque es de manera temporal. Su preparación también es muy sencilla. Solo hay que mezclar la clara de huevo con una cucharadita de maicena. Después, se debe aplicar sobre la cara y esperar hasta que se seque.

Y, finalmente, están las mascarillas naturales elaboradas con miel y azúcar, que exfolian el cutis, ayudando a retirar todas esas células muertas y favoreciendo la regeneración de la piel. En este caso, es suficiente con mezclar dos cucharadas de miel con una de azúcar. La mezcla, como en todos estos productos, se extiende sobre el cutis con un ligero masaje. El tiempo de espera para que actúe es de diez minutos antes de quitarla. No hay que olvidarse de retirarla con agua tibia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *