Remedios naturales que te ayudan a perder volumen

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

perder volumen
Muchas mujeres, aunque estén en su peso ideal o pierdan kilos, siguen viéndose gruesas, necesitando perder volumen. Para conseguirlo, hay una serie de remedios naturales, que principalmente vienen de la mano de la alimentación, con los que es posible conseguir verse más delgada y menos hinchada.

Las claves

Una de las principales pautas que se tienen que seguir es beber agua. Sin embargo, si se tienen problemas de retenciones de líquidos hay que tener cuidado y acompañarla de algunos productos naturales. Por ejemplo, para aumentar su capacidad diurética es bueno beber agua de cebada, que se prepara hirviendo agua con cebada.

Igualmente es de gran utilidad beber vegetales licuados, apostando por introducir en ellos alimentos como el pepino, el pimiento, el apio o la cebolla, que tienen un gran poder diurético y depurativo.

Además, uno de estos productos, el apio es uno de los mejores que se pueden ingerir tanto como vegetal como en semillas, que se pueden incorporar a ensaladas preparadas con espinacas, berros o rúcula, entre otras opciones. Por sus propiedades antiinflamatorias, diuréticas y digestivas, verás como consigues reducir volumen, sobre todo, en la zona abdominal.

perder volumen
Otro de los remedios que tienes a tu disposición son las infusiones realizadas con hibisco y escaramujo, que son muy efectivas para reducir volumen, además de mejorar el proceso digestivo y combatir la sensación de piernas pesadas.

Pero todo esto no te servirá de nada si no tienes cuidado con la sal, puesto que tiene el efecto contrario a estos productos. No es cuestión de eliminarla de la dieta del todo porque el cuerpo la precisa, sino de reducirla y de controlar su ingesta porque está presente también en muchos alimentos, aunque no lo parezca a simple vista. Es el caso de conservas, salsas no realizadas en casa, productos congelados –incluidas las verduras-, los embutidos y todos los precocinados, entre otros. Mucho cuidado con ellos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *