Cómo depilarse las axilas
La mejor opción para mantener las axilas sin pelo es la depilación láser definitiva. Se realiza en varias sesiones, dependiendo del grosor y cantidad de vello, lo malo es que es un método algo costoso. Lo mejor de esta técnica es que en una sola sesión de láser, el vello queda más debilitado. Pero también existen otros métodos más económicos y caseros para depilarte esta zona.

Una alternativa es recurrir a la maquinita de afeitar, no tiene ningún coste es rápido de realizar. Lo recomendable es hacerlo durante la ducha, debajo del agua para no generar irritación en la piel. La desventaja es que el vello se hace cada vez más fuerte y vuelve a crecer algo más rápido. Es posible que en verano cuando el pelo crece más rápido porque los poros están más abiertos, tengas que pasarte la maquina de afeitar casi todos los días.

También puedes depilarte con cera, permite debilitar el vello y retrasar un tiempo el crecimiento. Este método tiene una desventaja muy dolorosa, el tirón de la piel. Algunos dermatólogos no lo recomiendan para las axilas ya que se encuentra muy cerca de los ganglios del pecho y puede dañarlos. Por otra parte, la piel del sobaco es muy fina y sensible, por lo que puede resultar bastante doloroso.

Otra opción es hacerlo con unas pinzas de cejas, el único problema es que requiere mucho tiempo y paciencia, además es realmente incómodo. Por último, están las cremas depilatorias con resultados similares a las de la afeitadora. Lo bueno es que algunas cremas tienen un compuesto que puede retrasar en algo el crecimiento del pelo.