Mascarillas caseras para cabellos teñidos


Sabemos que los tratamientos para teñir nuestro cabello pueden dañarlo y resecarlo. Aún así, la mayoría de nosotras no renunciamos a cambiar nuestro color de pelo original bien por moda o por lograr ese color que hemos deseado tener desde siempre. Sin embargo, con el paso del tiempo, el cabello teñido, debido a las agresiones que sufre tiende a perder su brillo original, adquiriendo un aspecto opaco.

Para evitar que esto ocurra y lograr que conserves e incluso realces el color de tu pelo teñido, te proponemos tres mascarillas muy séncillas y cómodas de preparar en casa, específicas para cada tono de cabello. Sabemos que hay muchos productos en el mercado que te ayudan a mantener tu pelo en buenas condiciones, pero nunca está de más nutrirlo y aportarle vitaminas y minerales de forma natura.

Mascarilla para cabellos oscuros: Necesitas una taza de vinagre y 3/4 de taza de agua. Lávate el pelo como siempre y después mezcla el vinagre con el agua. Aplica la preparación al cabello, envuélvelo con una toalla y deja actuar la mezcla unos diez minutos. Pasado ese tiempo acláralo con agua templada más bien fría, nunca tirando a caliente.

Mascarilla para cabellos rubios: Para prepararla sólo necesitarás un tomate. Córtalo en trozos y licúalo. Después aplica el zumo de tomate sobre el cabello seco, humedeciéndolo de forma uniforme, con un suave masaje. Después lo cubrimos con un gorro de baño o un film transparente y dejamos que transcurran cinco minutos. Para terminar sólo tienes que aclararte con agua templada.

Mascarilla para cabellos rojizos: Vas a necesitar cuatro cucharadas de aceite de uva y dos gotas de aceite de romero. Mezcla los dos ingredientes y aplica la mezcla de forma uniforme sobre el cabello. Déjala actuar durante unos diez minutos y aclárate con agua templada.

Consejos para teñir las canas


Tarde o temprano las canas hacen su aparición en nuestro cabello y representan un problema si deseamos lograr un tono uniforme en el cabello. Por otra parte, muchas mujeres desean disimularlas para tener un aspecto más juvenil. Existen muchos tintes que nos ofrecen cubrir totalmente las canas, pero es necesario aplicarlos de la forma correcta. Algunos factores que dificultan que cubrarmos bien las canas son:

– No seguir correctamente las instrucciones del producto o hacer mezclas inadecuadas.

– No utilizar el producto correcto. Debemos asegurarnos de que nos garantiza que cubre las canas y nos da instrucciones de cómo aplicarlo.

– No dejar el tinte en el pelo el tiempo indicado. Si sigues las indicaciones, el tinte te durará más tiempo y cubrirá por completo la mayorría de las canas.

Algunos problemas con el color que pueden surgir a la hora de cubrir las canas son los siguientes.

durara más y cubrirá totalmente la mayoría de las canas.

– Las canas, al ser de cabello que ha perdido el color, una vez teñidas tendrán un color más claro que el resto del cabello. Es un look que puede resultar muy atractivo, pero si deseamos una coloración uniforme debemos reaplicar el tinte con mayor frecuencia.

– Si aplicamos el tinte con mayor frecuencia, deberemos cuidar más el pelo con mascarillas acondicionadoras y productos específicos para el pelo teñido.

– Los productos que mejor cubren las canas son los tintes permanentes y si tenemos más del cincuenta por ciento del pelo canoso es muy aconsejable utilizarlos, ya que en este caso los tintes naturales no ofrecen los mejores resultados.

– Cuanto más oscuro es el cabello más resaltan las canas, por lo que podemos optar por teñir el pelo de un color más claro.

Problemas al teñirnos el cabello


Si tienes la costumbre de teñirte el cabello o aplicarte mechas de vez en cuando para cambiar de look, seguramente más de una vez el resultado no ha sido como esperabas, ya que no siempre es fácil encontrar el tono adecuado para ti o lograr un tono uniforme por todo el cabello. Los problemas con los que nos podemos encontrar son los siguientes.

– El color del pelo se vuelve cada vez más oscuro, sobre todo en las puntas, aunque siempre uses el mismo tinte. Para evitarlo, cuando nos hagamos los retoques se debe aplicar el producto sólo en las ráices, donde se aprecia la diferencia de color con respecto a las puntas. Cuando sólo queden diez minutos para terminar el tiempo de aplicacion, extiende el producto por el resto del cabello.

– Al aclararte el pelo ha tomado un color anaranjado. Los tintes pueden aclarar hasta dos tonos si nuestro color de pelo es oscuro y hasta cuatro si nuestro color natural es claro. Si la diferencia de tono entre nuestro cabello y el tinte es mayor, deberemos decolorar primero el pelo y después aplicarnos el tinte que hemos elegido.

– Tener el pelo casi rubio por hacernos mechas. Para evitarlo, es importante que, de vez en cuando, nos mezclemos reflejos oscuros.

Al teñirte las puntas han cogido más color. Esto es proque el tinte se absorbe más en las partes del cabello más dañado, como suelen estarlo las puntas. Puedes aplicar la misma solución que hemos explicado más arriba o aplicarte crema protectora en las puntas antes de teñirte para que no se absorba demasiado el tinte.

– Te das mechas en casa y te quedan muy grandes. Debes escoger mechones muy pequeños y aplicar las mechas especialmente en la parte superior de la cabeza.

Alisa tu cabello de forma natural


Muchas de las distintas téncias que existen para alisar el cabello pueden terminar maltratándolo, haciendo que pierda su brillo y su salud, presentando un aspecto apagado, debido a los productos químicos o las altas temperaturas que a veces se utilizar. Para evitar tener que utilizar estos productos químicos y utilizar sólo productos naturales, te vamos a mostrar cómo alisar tu peinado sin tener que acudir a técnicas que lo ponen en peligro.

Los elementos que vas a necesitar para lograrlo son 30 mililitros de aceite de oliva, una cápsula de aceite de jazmín y crema para alisar que no contenga amoníaco. No te costará encontrarla, ya que las cremas para cabellos delicados normalmente no lo contienen para no dañarlo más.

Cuando quieras alisarte el pelo lo que debes hacer es mezclar el aceite de oliva con la crema en una cantidad que sea proporcional a tu pelo hasta lograr una mezcla muy homogénea de ambos ingredientes. Después aplicaremos la preparación sobre el cabello pero siempre evitando que entre en contacto con la zona de la raíz del pelo. Una vez aplicada, dejaremos actuar la mezcla durante unos veinte minutos. Pasado este tiempo nos aclararemos el cabello con agua tibia. Una vez hayamos hecho desaparecer cualquier resto de la mezcla de nuestro cabello, eliminaremos el exceso de humedad y nos aplicaremos la cápsula de jazmín sobre el cabello. Después nos peinaremos como de costumbre sin utilizar el secador ni la plancha.

A lo largo del proceso de alisado natural del cabello te irás dando cuenta de las mejoras que este tratamiento supone para tu cabello, ya que los ingredientes que se utilizan lo nutren y te permitirán recuperar la salud de tu pelo.

Eliminar la electricidad de tu cabello


Muchas veces la electricidad estática hace que nuestro peinado se desluzca. Esto ocurre sobre todo cuando nos cepillamos el pelo y lo tenemos muy limpio y el cabello se nos eriza y se vuelve rebelde, casi imposible de peinar. La electricidad estática es un tipo de energía que se debe al exceso de carga eléctrica que se acumula por el rozamiento lo que ocurre, por ejemplo, cuando nos cepillamos con fuerza el pelo.

Como medida de urgencia para evitar dicha electricidad, antes de dar el cepillado final a tu cabello es una buena idea que rocíes un poco de laca sobre el cepillo o peine, lo que contribuirá a alisar la fibra capilar y a mantener tu pelo en su sitio.

Para eliminarla a largo plazo, existen varios trucos que puedes utilizar:

– Cuando te laves el pelo, usa siempre acondicionador. Este simple gesto reduce en gran medida la carga eléctrica del cabello y lo hace mucho más manejable.

– No utilices peines y cepillos de fibras artificiales, porque aumentan la electricidad estática. Lo mejor es aficionarse a los de cerdas naturales y los de madera.

– Aplícate una mascarilla para el pelo al menos una vez por semana. Este producto te ayudará a tenerlo sano y a evitar la acumulación de electricidad.

– Usa productos que te sirvan para dar forma al pelo, lo que a su vez sirve para calmar la electricidad estática. Dentro de estos productos puedes elegir entre ceras, siliconas, espumas, sprays, cremas antifrizz, etc.

– Un último consejo: Si utilizas prendas de fibras sintéticas sufrirás más descargas de electricidad estática que si utilizas prendas como el algodón, la lana o la seda. Vistiéndolas, además de atenuar la electricidad de tu cabello, acabarás con los molestos «calambrazos».

El cabello pelirrojo


El color, la textura, el estilo, y la longitud son algunos aspectos que siempre se observan del pelo de las personas. Existe una particular coloración del cabello que está casi universalmente asociada con una región del mundo aunque en realidad existe por muchos rincones del globo. El color pelirrojo, es un atractivo color que no siempre ha sido tan admirado. Antiguamente, en algunas regiones, este color de pelo era considerado como algo negativo que incluso podía traer mala suerte. Menos mal, que vamos evolucionando ¿verdad?

Científicamente hablando este color de pelo viene determinado por un único gen que existe en los cromosomas del ADN humano. Este gen recesivo afecta a la proteína MC1R, que determina el color a partir de dos productos químicos: la eumelanina y la feomelanina. Estos dos tipos de melanina se entremezclan para crear cadenas de proteínas que finalmente se convierten en el color del pelo. La feomelanina genera colores más claros como el rojo o el rubio. La eumelanina genera colores más oscuros como el negro y el marrón.

Con una cantidad de eumelanina muy baja y una gran producción de feomelanina el resultado será un cabello rojo. El cabello rojo y la piel clara han causado dificultades increíbles en algunas zonas como África. En realidad, también existen varios tipos de trastornos genéticos, enfermedades y lesiones que pueden causar que el cabello de una persona sea rojo.

Una enfermedad conocida como Kwashiorkor, deficiencias proteicas, malnutrición grave, etc. son algunos de los motivos que pueden producirlo. También está directamente proporcionado con los individuos que tiene una deficiencia en la proopiomelanocortina.

Perfume natural para tu cabello


Si quieres tener tu pelo perfumado, no siempre es buena idea utilizar perfumes tradicionales, ya que su contenido en alcohol quema y reseca el pelo, y, debido a esa sequedad, las puntas se abrirán y nuestro cabello perdera su aspecto saludable. Sin embargo, para que no renuncies a aromatizar tu cabello, te enseñamos como elaborar un perfume en casa, con productos que no dañarán ni resecarán tu cabello.

Para prepararlo necesitas: 5 cucharadas de polvo de carbón, 5 cucharadas de polvo de mirra, 1 cucharada de polvo de benjuí, 1 cucharada de nitrato de potasio, 3 gotas de aceite de bergamota, 3 gotas de aceite de sándalo y mucílago de goma de tragacanto. Aunque casi parece una poción mágica por el nombre de sus ingredientes, no te costará encontrarlos en cualquier herbolario.

Para realizar el perfume, mezcla el polvo de carbón, de mirra y de benjuí. Después añade el aceite de bergamota y el de sándalo. Para terminar añade el nitrato de potasio y el mucílago en la cantidad necesaria para que la pasta se endurezca.

El siguiente paso es calentar la mezcla al baño maría y, cuando esté caliente, ir transformando la pasta en pequeños conos, como los conos de incienso. Dado que la pasta estará húmeda, te será fácil darles forma. Procura que todos los conos sean más o menos del mismo tamaño. Finalmente, cuando todos los conos estén completamente secos, coge uno y préndelo como una cerilla. Cuando comience a salir el humo, pásalo sobre tu cabeza y deja que el aroma penetre en tu cabello. Al principio te resultará difícil darles forma, pero con la práctica será más fácil. Puedes añadir unas gotas de agua a la mezcla para darles forma más fácilmente.

El aroma durará todo el día y es muy agradable, y no huele a incienso, sino a perfume. Es una forma de perfumar tu cabello sin dañarlo.

Cómo aplicar serum reparador del cabello


El cabello forma parte de nuestra imagen personal. Eso hace que, según nos sintamos queramos teñirlo de un color u otro, alisarlo, rizarlo, aplicar mechas, etc. Todos estos tratamientos, aunque resultan muy favorecedores para nuestro estilo, a la larga terminan dañando el cabello. Si notas que tu cabello está dañado, es recomendable utilizar un serum reparador de siliconas, que te ayudará a recuperar el brillo del cabello, dejándolo muy suave y sedoso, al tiempo que repara el cabello dañado y mejora las puntas abiertas. Además, si tu pelo es muy fosco, existen algunos serums que están destinados principalmente a eliminar el encrespamiento del cabello.

En cuanto a su aplicación, algunos se pueden aplicar con el cabello seco o con el cabello húmedo, aunque lo normal es que puedas hacerlo de cualquiera de las dos formas. Para que tu pelo se beneficie de todo el poder regenerador del serum, te dejamos algunos consejos para su aplicación:

Lávate el cabello antes de aplicarlo (siempre que en el envaso no diga que lo apliques exclusviamente sobre el cabello seco).

– Ayudándote con pinzas, divide tu cabello en cinco capas.

– Esparce en tus dedos una gota de producto por capa, es decir, cinco gotas, ya que utilizarás un dedo para cada capa. Cuando lo apliques, hazlo con un masaje suave, priorizando las zonas que tengas más dañadas, como las puntas, por ejemplo.

– Deja secar tu pelo naturalmente, sin utilizar el secador. Puedes utilizarlo pero sólo al final, cuando tu cabello se haya secado totalmente. De este modo el producto penetrará mucho mejor.

Siguiendo estos consejos conseguirás devolver la vitalidad y el brillo a tu cabello y dejarlo sin frizz.

Alisar el cabello de forma sencilla


Muchas mujeres con cabello rizado u ondulado desean tenerlo liso, al menos en ocasiones. Sin embargo, la cantidad de tiempo que invertimos en lograrlo hace que, a veces, desechen la idea. Si eres una de esas mujeres te vamos a dar un método genial para lograr una hermosa melena lisa en pocos pasos. De ese modo, podrás cambiar de look siempre que te apetezca. Este método lo puedes utilizar independientemente de que tu corte sea a capas o tengas un corte recto.

Primero debes lavarte el pelo como lo haces de forma habitual, con el champú que utilices normalmente. La única diferencia será que debes aplicarte una buena cantidad de acondicionador y dejarlo actuar durante diez minutos para hidratar totalmente tu cabello. Una vez lo hayas terminado de lavar, sécalo suavemente con una toalla, sin frotarlo y ve a por el secador de pelo.

Después pon un poco de espuma especial para dar volumen al cabello sobre un cepillo plano y peina con él todo el pelo para repartir bien el producto. Debes hacerlo siempre con un movimiento de la raíz a las puntas. Gracias a la espuma, el pelo te quedará brillante y sin electricidad estática. Seguidamente hazte la raya donde la lleves habitualmente y comienza a secarte el pelo estirándolo con un cepillo de forma redonda. Recuerda que debes orientar siempre el secador de forma que el aire circule de arriba a abajo para no abrir las escamas del pelo.

Coloca el cepillo en la parte inferior del primer mechón, levantándolo hasta las raíces y deslízalo suavemente hasta las puntas. Finalmente, utiliza una plancha alisadora del cabello y ve planchándolo mechor por mechon. De este modo conseguirás un alisado fabuloso.

Consejos para el uso del secador


Si te gusta usar el secador casi a diario para conseguir una melena bonita, sabes que en él tienes un gran aliado para conseguir el estilo que deseas. Pero no debes olvidar que también representa una agresión externa para tu cabello. Para que no tengas que renunciar al secador, te dejamos algunos consejos para que minimices los efectos del secador sobre tu pelo.

– Antes de comenzar a secarte el pelo es importante que lo desenredes bien, con suavidad y sin dar tirores. Si te resulta difícil, utiliza una crema acondicionadora que hará más fácil desenredarlo.

Elimina primero la humedad el pelo. Debes comenzar a usar el secador cuando el cabello ya no esté chorreando.

– Es beneficioso para tu cabello, antes de secártelo, repartir un producto protector termal o que facilite el peinado.

– Para secártelo correctamente, divide primero el pelo en secciones y después sécalas de una a una, comenzando siempre por las de atás.

– Sécate primero los mechones inferiores. Cuanto más finos sean, mejor será el resultado que obtengas con el secador. Asegúrate siempre de que estén bien secos antes de pasar a la sección siguiente.

– Usa una boquilla en el secador para concentrar el aire caliente.

– En el proceso de secado también son importantes los cepillos. Los de cerdas naturales reducen la electricidad estática del cabello, por lo que son más recomendables.

– Dirige siempre el chorro de aire de arriba hacia abajo pra aplanar la cutícula y potenciar el brillo de tu cabello.

Mueve continuamente el secador. No lo dejes quieto en un solo punto, porque puedes quemar el pelo. Cuantas más veces pases el cepillo, conseguirás más brillo.

– Para terminar el secado, pasa el cepillo por cada mechón utilizando aire frío para fijar el resultado.