Claves para mantener tu pecho joven y sano


Si quieres que tus pechos estén firmes y bonitos, y sobre todo sanos, conforme pasan los años, existen ciertos cuidados diarios que tendrás que interiorizar como rutina. Al hacerlo, conseguirás que esta delicada parte de tu cuerpo se mantenga joven durante más tiempo.

Cuidar los pechos mientras duermes, trabajas o haces deporte ha de convertirse en algo básico y fundamental para ti. Aquí tienes algunos consejos que te ayudarán a conservar tus senos en plena forma. ¡Síguelos al pie de la letra!

La salud es lo primero


Tener unos pechos bien cuidados no es complicado. La belleza de los senos no es un terreno reservado a aquellas mujeres que han pasado por el quirófano. Sin necesidad de recurrir al bisturí, existen algunas cosas que tu puedes hacer para protegerlos y mantenerlos saludables y bonitos. Para empezar, recuerda autoexaminarlos una vez al mes para detectar de forma precoz cualquier problema, aunque seas joven. Divide el pecho en cuatro cuadrantes y ve palpando en el sentido de las agujas del reloj. Explora también la axila. Más vale prevenir…

Procura no engordar o adelgazar de forma rápida y descontrolada. Es fatal para tus senos, que perderán firmeza y elasticidad. A la hora de dormir, la mejor postura para no perjudicar tus pechos es boca arriba y, si tienes un pecho generoso, acuéstate con un sujetador cómodo. Por último, no estaría de más que aplicases un producto específico para hidratar y tonificar la zona. Existen un montón de cremas para el busto que te gustarán.

El sujetador, tu gran aliado

Usa sujetadores de tu talla, ni más grandes ni más pequeños. Para saber cuál es la que mejor te sienta, ten en cuenta que debe sujetar sin oprimir demasiado. Lo ideal es hacerse con modelos cómodos, al menos para uso diario, con copas de la medida adecuada, tirantes no demasiado estrechos, y que sean de un tejido natural que transpire. Cuando hagas deporte elige un modelo específico que sujete bien las mamas. Tú estarás más cómoda y tu pecho más protegido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *