Curar los callos de los pies


Los callos aparecen en los pies debido a un roce excesivo de la piel, eso provoca que sea más gruesa y menos tersa. Para mantener unos pies bonitos, aprende a curar los callos con un tratamiento sencillo que puedes hacer desde casa.


Introduce tus pies en una palangana con agua caliente, sal y un poco de jabón neutro líquido. Deja reposar durante un cuarto de hora para que la duricia se estove.


Luego, aplica por los callos una crema especial rica en vitamina E que puedes encontrar en las farmacias o centros de belleza.


Cuando la crema haya penetrado, pule tus callos con la piedra pómez o lija especial para eliminar pieles muertas.


Finalmente, ponte crema muy hidratante para regenerar la piel y deja secar. Puedes realiza este tratamiento un par de veces por semana, hasta que la callosidad se ablande por completo. Cuando lo tengas solucionado, no olvides aplicar diariamente crema nutritiva para que no vuelvan a aparecer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *