El cuidado de los senos


Los pechos son una de las partes más bellas y más delicadas del cuerpo femenino. Para que se mantengan firmes y turgentes los aceites y algunas plantas son tus mejores aliados.

La aplicación de aceites vegetales y la alimentación son pilares fundamentales para los cuidados de los pechos para mantenerlos firmes y bonitos. Unos buenos masajes con el adecuado aceite vegetal nos ayudara a conseguir unos senos bien cuidados.

Los aceites vegetales tienen en común ciertas cualidades generales: penetran muy bien en la piel, no suelen presentar problemas de tolerancia y en especial, suavizan, dan elasticidad a la piel y son muy nutritivos. Además, los ácidos grasos esenciales que contienen favorecen la hidratación de las capas superiores de la epidermis y evitan que la piel se reseque.

Al menos tres días a la semana debes aplicarte uno de estos aceites vegetales (el que más se adapte a tu necesidades), efectuando un suave masaje de forma ascendente:

Aceite de borraja: aporta elasticidad, regenera, revitaliza y tonifica. Preserva las fibras de colágeno y funciona especialmente bien en las pieles secas.

Aceite de germen de trigo: suavizante, nutritivo, antiarrugas, protector. Especial para pieles deshidratadas y/o estropeadas.

Aceite de onagra: antiarrugas, hidratante, reestructurante, revitalizante. Asegura la regeneración de las fibras de colágeno y previene la aparición de arrugas en las pieles delicadas.

Aceite de aguacate: suavizante, fortificante, protector, hidratante. Penetra muy bien, protege la piel de las agresiones y aumenta la elasticidad. Para pieles agrietadas, deshidratadas y frágiles.

Todos estos aceites los puedes adquirir en cualquier herbolario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *