Trucos para hacer dieta y evitar tentaciones

trucos dieta
La primavera es una de las épocas en las que más mujeres hacen dieta porque se tiende a comenzar la operación bikini. Con solo escuchar la palabra, vienen a la cabeza la idea de las restricciones alimentarias, siendo uno de los principales problemas para hacer una dieta con éxito caer en esas tentaciones, que se pueden vencer con unos trucos.

Los consejos

Una de las claves para hacer una dieta es cambiar la mente. Es decir, hay que eliminar la palabra “dieta” de nuestro vocabulario y sustituirla por, por ejemplo, pautas alimentarias. Este concepto debe vincularse además con la idea de salud y bienestar. De este modo, se consigue frenar esos pensamientos de restricciones de comida, que no ayudan y que solo generan más ansiedad y ganas de comer lo que no se debe.

De hecho, la mente a la hora de conseguir adelgazar juega un papel clave por lo que es importante educarla o mentalizarse para alcanzar el objetivo. Una razón por la que también hay que desterrar y borrar de la cabeza frases que tampoco ayudan como que un capricho no engorda o que no pasa nada por saltarse la alimentación una vez y que sirven de excusa para hacerlo de forma reiterada.

trucos dieta
De gran ayuda para conseguir reeducar la mente, sobre todo, cuando vienen a la cabeza esas ideas que incitan a comer lo que apetece, en lugar de lo que se debe, es cambiar ese pensamiento desviando la atención hacia otra cosa. Así que es el momento ideal de llamar a una amiga, ponerse a escuchar música, leer… o cualquier acto o actividad que cambie la atención del cerebro hacia el hambre.

No obstante, saltarse las pautas de alimentación de vez en cuando puede ser sano para la mente, pero hay que hacerlo con control y con prudencia, además de con el compromiso de retomar de forma inmediata los buenos hábitos.

Por ejemplo, si apetece más dulce, se puede tomar una onza más de chocolate negro sin azúcar con más del 70 por ciento de cacao. Otros pequeños caprichos que no hacen tanto daño es un poco de jamón curado, unas nueces o un poco de mermelada light en una pequeña tostada de pan integral.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *