Yoga para embellecer tus manos


Utilizamos las manos para multitud de cosas a diaria y la mayoría de las ocasiones ni siquiera somos conscientes de que lo estamos haciendo, debido a que la memoria nos permite realizar muchas tareas sin tener que poner nuestros cinco sentidos en ellas. Pero después de una larga jornada de trabajo fuera y dentro del hogar, muchas veces nuestras manos terminan cansadas, y doloridas, y la piel aparece en tono mate y reseca.

Para solucionar esto lo mejor es realizar una serie de posturas de yoga para tus manos, que permitirá que se relajen, descansen y vuelvan a aparecer tan atractivas como siempre. Sólo necesitas unos minutos y lo puedes hacer en casa.

Para empezar, coloca el codo derecho sobre una superficie plana, como la mesa, con la palma de la mano mirando hacia nosotras. Después colocamos la muñeca izquierda en la palma de la mano derecha y dejamos que las manos se relajen unos momentos. Después respiramos profundamente, para relajarnos y arqueamos la muñeca hacia nosotras, ejerciendo presión de forma que se estiren los músculos de las manos. Relajamos y repetimos lo mismo con la otra mano.

Otra postura que puedes practicar es unir las puntas de los pulgares y dejar que el resto de los dedos cerrados, pero sin ejercer presión. Esta postura, además de ser beneficiosa para tus manos, te ayudará a relajarte y librarte del estrés de todo el día.

Separando los dedos, une las palmas de las manos, mientras haces un estiramiento de los dedos, como si quisieras aumentar el tamaño de tus manos. Debes notar cierta tensión en los tendones de los dedos, pero no tanta como para correr el riesgo de hacerte una contractura. Relaja la tensión y repite el ejercicio dos veces más.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.