Geles reductores caseros


Cuando queremos reducir centímetros de más, además de llevar una alimentación sana y realizar ejercicio de forma periódica, podemos utilizar geles reductores cuyos principios activos nos ayuden a movilizar las grasas acumuladas y a eliminar toxinas, favoreciendo la pérdida de volumen. Son muchos los que se encuentran en el mercado, pero también podemos hacerlos nosotras mismas en casa:

Gel de yodo blanco: Para prepararlo necesitas una cucharada de yodo blanco para uso externo y crema corporal que tenga una consistencia espesa. Prepararlo es muy sencillo, ya que sólo tienes que añadir el yodo a la crema y mezclar bien, hasta lograr que los dos ingredientes se integren perfectamente en la mezcla. Por la noche, antes de dormir, aplícatelo en la zona en la que quieras reducir centímetros, preferentemente estómago y muslos. Ponte entonces una faja y deja que actúe toda la noche.

Gel reductor verde: Prepararlo es un poco complicado, pero resulta muy efectivo. Pon a hervir un litro de agua y déjalo enfriar. Cuando esté a temperatura ambiente, añade 30 g de CMC (espesante) y deja reposar durante un día. Al día siguiente, remover y añadir 4 g de alcanfor disuelto en 4 g de alcohol. Se agita bien para que se integren todos los ingredientes y añadimos 12 cc de salicilato y mezclamos bien. Incorporamos entonces 30 g de algas marinas líquidas, añadimos unas gotas de elastina o propilenglicol y para terminar añadimos un poco de colorante verde para apto para uso alimentario y terminamos mezclándolo todo bien.

Aplícalo en las zonas donde quieres perder esos centímetros de más mientras realizas un masaje circular suave en sentido ascendente, especialmente si te lo aplicas en las piernas, durante diez minutos dos veces al día.

7 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *