Hidratarse es bueno para la salud


Es importantísimo hidratarse, más de lo que probablemente imaginabas. Según el II Congreso de Hidratación Nacional una pérdida de hidratación del 2% puede causar bajones en nuestro rendimiento. Aunque se trate de una deshidratación leve, puede afectar a la atención, la memoria e incluso el cansancio, la fatiga, la somnolencia y la concentración.

Sabiendo todo esto más de 400 expertos nacionales e internacionales trabajan duro a diario para hacernos ver que la hidratación es una cosa que hay que tomarse muy en serio.

Casi todo el mundo ha oído hablar de la cantidad de agua recomendada al día (entre dos y dos litros y medio). Sin embargo, muchos no son capaces de llegar a esa cantidad porque no tienen sensación de sed. Sin embargo, antes de tener esa sensación de sed hay que beber agua porque de lo contrario podemos sufrir una deshidratación leve que afecte a nuestro rendimiento.

Las personas mayores tienen menos cantidad de agua en el cuerpo, pero eso no significa que no tengan que hidratarse continuamente como el resto de personas. Las que más en serio se lo tienen que tomar son las embarazadas y las madres en periodo de lactancia. Es importante que se hidraten porque el cuerpo experimenta cambios y para evitar que la situación de deshidratación afecte a la producción de leche.

La doctora Applebaum comenta que todas las bebidas hidratan porque están compuestas en su mayor parte por agua. Además, pueden aportarnos otras ventajas como mantenernos más despiertos o darnos energía gracias al azúcar.

Es mucho más fácil que tengamos sed y que notemos los síntomas de deshidratación si practicamos alguna actividad física. De todas formas, tenemos que tener una botella de agua siempre a mano para estar bien hidratados y para rendir al máximo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *