Los mejores trucos para acabar con la retención de líquidos

retencion-liquidos
Con los días de las cenas navideñas de empresa, compromisos familiares… a estas alturas del mes de diciembre es fácil sentirse hinchada y, sobre todo, retener líquidos. Con el fin de eliminarlos y llegar bien a las celebraciones de las fechas más señaladas, se pueden seguir una serie de consejos de gran ayuda y que, si tienes este problema, también puedes adoptar en el día a día.

Los trucos

Normalmente, cuando se come, cena o se picotea fuera de casa, se suele tomar más cantidad de sal. Un motivo por el que la primera regla de oro es reducir su ingesta y uso en los platos preparados en casa antes y después de los días posteriores a los eventos.

En estos casos, igualmente es de ayuda tomar frutas que tienen un efecto diurético. Entre las mejores están la piña, que quizá es la más conocida, pero también hay otras muy beneficiosas como la papaya. A ellas se suman las que son una buena fuente de potasio como es el caso del plátano, la sandía y el melón.

Siempre que se pueda es mejor tomar en estos días más verduras y optar por segundos platos cocinados con pocas grasas, siendo recomendable cocinar los alimentos al vapor, hervidos, al horno o a la plancha. Igualmente, hay que dejar los dulces hasta que se consiga el objetivo.

retencion-liquidos
También es bueno hacer algo de ejercicio, sobre todo, si se lleva una vida sedentaria porque así se activa la circulación sanguínea y se favorece la retención de los líquidos, sobre todo, que se concentra en las piernas, caderas y abdomen.

Al final del día siempre es conveniente darse duchas de agua fría en estas zonas del cuerpo que son las más conflictivas en cuanto a la retención de líquidos, así como descansar con las piernas ligeramente elevadas, de manera que los pies queden por encima de las rodillas y estas a su vez por encima de la cadera.

Además, también es muy útil llevar medias comprensivas porque, aparte de mejorar la circulación sanguínea, favorecen la eliminación de la retención de líquidos. Sin embargo, no es conveniente llevar ropa ajustada para que no dificulte esa circulación, sobre todo, si se pasa mucho tiempo sentada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *