Practica el voley playa y consigue un cuerpo de infarto


Con el verano a vuelta de la esquina de abre ante nosotros todo un panorama de actividades al aire libre para disfrutar y mantenernos en forma. Una de ellas es el voley playa, la manera más divertida de conseguir el cuerpo que siempre soñaste. Y, además de hacer ejercicio, lograrás un bronceado estupendo.

Uno de los secretos del voley playa es que es un deporte muy completo, en el que se ejercita todo el cuerpo, desde las piernas hasta los músculos de la parte superior del cuerpo: brazos, pecho y abdomen. Por eso es un tratamiento de belleza tan efectivo. Así que, este verano, ponte el bikini y a jugar.

La diversión, lo primero


Son muchos los alicientes que podemos encontrar para practicar voley playa. Uno de ellos está en el campo de juego. El hecho de que se practique en la playa tiene mucho que ver con la diversión y las vacaciones.

Para empezar necesitas poca cosa: un bikini, un balón y conocer mínimamente las reglas. En este deporte, dos equipos de dos jugadoras se enfrentan uno a cada lado de una red. Para marcar un punto al equipo contrario hay que devolver el balón después de golpearle solo tres veces. El partido consta de tres sets, y cada uno de estos, de 21 puntos.

En forma y guapísima


Jugar al voley playa es una forma estupenda de quemar calorías. Además de una gran resistencia aeróbica, necesitas unos músculos fuertes y tener cierta coordinación de movimientos. Antes de empezar, conviene que hagas algunos ejercicios de calentamiento, sobre todo para poner en movimiento rodillas y hombros. Ten en cuenta que mientras juegas, estás ejercitando las piernas y los glúteos, los brazos y el vientre.

Para terminar, dos consejos importantes: cuando busques un bikini para practicar voley playa, elige un modelo que te resulte cómodo. Lo mejor es optar por uno de tipo deportivo que te sujete bien el pecho.

Y cuidado con el sol. Utiliza un protector solar adecuado en el cuerpo y en el rostro, y aplícalo frecuentemente. Es la única manera de mantener el sol bajo control.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *